Instituto Médico Platense

Excelencia en Medicina al servicio de la Comunidad

412 0900

425 8394

425 8390

Menu

Botulismo: cómo prevenirlo

imagen

Luego de que se conocieran los dos casos de internación producto de la ingesta de hummus que contenía las toxinas que produce la bacteria Clostridium botulinum, la ANMAT prohibió la comercialización de la marca. Qué hacer ante un caso por alimentos

Luego de que la ANMAT comunicara sobre la aparición de dos casos de botulismo que estarían asociados al consumo de un hummus comercializado por una marca de productos veganos, llamada Tsuki Macro Vegan, alertó a la población acerca del bolutismo, un envenenamiento poco frecuente ocasionado por las toxinas que produce la bacteria Clostridium botulinum.

"El botulismo es una enfermedad que proviene de una toxina llamada Clostridium botulinum que provoca una bacteria que contamina tres escenarios distintos: los alimentos, las heridas o en el lactante que cuando el bebé ingiere la espora de esta bacteria", dijo a Infobae Marta Braschi, médica toxicóloga y hebiatra del Hospital de Niños Ricardo Gutiérrez.

Según el Ministerio de Salud de la Ciudad de Buenos Aires el botulismo no es una enfermedad contagiosa, el brote se produce por el consumo de un grupo familiar o de varias personas de un mismo producto infectado.

Durante el procedimiento que realizó el organismo, se detectó que ningún producto de la marca contaba con autorización sanitaria por lo que se intimó a la firma elaboradora a realizar el retiro inmediato y preventivo del mercado de todas las unidades de los referidos alimentos en todo el país y dejó en evidencia la ausencia de los procesos necesarias para la elaboración del hummus. 

El hummus es una mezcla de garbanzos cocidos, con jugo de limón, tahini (pasta de semillas de sésamo) y aceite de oliva. Tras su cocción, su consistencia es similar a la de un puré y se lo suele acompañar con vegetales crudos, como apio y zanahoria.

Por lo general, los signos y síntomas del botulismo transmitido por alimentos comienzan entre 12 y 36 horas después de que la toxina ingresa al cuerpo. Sin embargo, según la cantidad de toxina consumida, el inicio de los síntomas puede variar desde unas pocas horas hasta unos pocos días. Entre los signos y los síntomas del botulismo transmitido por alimentos se pueden incluir los siguientes:

-Dificultad para tragar o hablar

-Boca seca

-Debilidad facial en ambos lados del rostro

-Visión borrosa o doble

-Caída de los párpados

-Problemas para respirar

-Náuseas, vómitos y calambres abdominales

-Parálisis

"La enfermedad se da por una intoxicación, es decir consumís una toxina que esta presente en el polvo, tierra, vegetales y agua. Es muy común en la naturaleza. La incidencia es baja pero la mortalidad es alta", aseguró a este medio el ingeniero Martín Piña, director de la carrera Ingeniería en Alimentos de Fundación UADE.

En cuanto al modo de actuar de esta bacteria, el profesional en alimentos aseguró que la misma forma esporas y de este modo puede sobrevivir en el alimento.

Por otro lado, las condiciones ideales para que se presenten estas bacterias es un pH mayor a 4,6 es decir más ácido, no hay presencia de oxígeno porque está en un frasco generalmente con aceites, la temperatura es mayor a 4 grados y la conserva sometida a temperatura ambiente: "Ese es el mix ideal para que la espora, como en este caso estuvo presente en el hummus genere la toxina".

La OMS señala a modo de prevención que es muy importante mantener la higiene de todos los alimentos para evitar una intoxicación alimentaria. Asimismo, se pueden seguir unas pautas para disminuir la probabilidad de que la bacteria sobreviva, como separar los alimentos crudos y cocidos, cocer completamente los productos, mantener la comida a temperatura segura, utilizar agua potable y asegurarse de la calidad de los alimentos crudos.

El profesional apuntó a la importancia de saber la fuente de elaboración: "Conocer quien es el fabricante es fundamental. Si se hace en el hogar es importante que la conserva tenga vinagre o jugo de limón para bajarle la acidez del pH. Almacenarlo en la heladera a temperatura baja y tratar de consumirlo los primeros días para no darle el tiempo y que se transforme".

"Una particularidad que tiene es que cuando la persona lo consume tiene el mismo sabor no lo traduce ni siente nada raro. El cuerpo, la boca consume el alimento y no se da cuenta", aseguró Piña. En cuanto a las recomendaciones para el cliente, el profesional aseguró que lo más seguro es ir a lo industrial para tener un respaldo sobre quién lo realizó y que está aprobado por un ente que asegura que pasó por todos los procesos necesarios

"Es necesario que la persona acuda a un profesional para poder tratar la intoxicación cuanto antes", concluyó Braschi.

El Hospital Muñiz es centro de referencia para la atención del botulismo, ante la presentación de un caso se realizan los estudios correspondientes y de ser positivo se notifica para que se hagan las investigaciones de procedencia y las posibles fuentes de infección.

El tratamiento para dicha enfermedad consta de la internación del paciente en una unidad de cuidados intensivos y se le aplica el suero Antitoxina botulínica, cuanto más precoz sea la detección más eficaz resulta. El período de tratamiento dependerá del estado de recuperación de cada paciente.

 

Infobae Salud